Lubricantes, manual de uso y disfrute

2019-08-01


Los lubricantes son sustancias de tipo gel que simulan la lubricación natural y que para muchas prácticas eróticas son un complemento ideal. Así, si lo que quieres es mejorar tu vida sexual y disfrutar más del sexo, un lubricante puede ser un aliado muy interesante.

Muchas personas relacionan el uso del lubricante con el sexo anal pero, aunque podría ser su uso principal, sirven tanto para juegos y masajes en zonas erógenas como facilitar la penetración tanto vaginal y/o anal.

Tipos de lubricantes.

  • Con base de agua:

Los lubricantes con base de agua son los más conocidos y populares. No manchan y se limpian con facilidad. Su uso extendido es debido a que se pueden utilizar con el preservativo y con los juguetes sexuales. Aunque para sesiones largas no suele ser el ideal ya que hace falta varias aplicaciones.

Como no usarlo. No se debe usar nunca en el agua, ya que siendo su base de agua en el medio acuático se diluyen, así que nada de jacuzzis, bañeras ni piscinas...

  • Con base de silicona

Estos lubricantes son de textura más gruesa. Están pensados para personas con problemas de sequedad vaginal ya que son muy untuosos. Duran más tiempo que los de agua y se debe utilizar muy poca porción de producto, a diferencia de los de agua que con frecuencia se debe de aplicar varias veces. Y por supuesto, se pueden utilizar sin problemas en el agua.

Como no usarlo. Con preservativos o juguetes de silicona porque puede dañarlos.

De los lubricantes de silicona hay unos específicos que son los anales, estos a la vez tienen propiedades relajantes y anestesiantes, para ayudar al esfínter anal en la penetración. Lo cual no significa que no se deba de tener cuidado con la penetración, ya que una zona muy delicada y es fácil lastimarla.

  • Comestibles

Son lubricantes en su mayoría hechos a base de aceites por lo que no son compatibles con el látex, por lo que si queremos usarlos para el sexo oral y queremos usar un preservativo, será necesario que este último sea sin látex, estos preservativos son fáciles de encontrar hoy en día en el mercado. Ideales para un masaje erótico.

  • Otros lubricantes

Normalmente, son de base de agua, así que compatibles con preservativo y de fácil limpieza, no pringan.

    • Efecto frio, para retardar el orgasmo en el hombre
    • Efecto calor, para hacer que la mujer llegue más fácilmente al orgasmo. Muchas veces se utilizan conjuntamente con los de efecto frio para compartir con la pareja.
    • Con efecto vibración, produce un hormigueo e intensifica la sensación erótica.

Ya conoces un poco mejor este producto y los beneficios que puede propinar a tu vida sexual. Así que ahora toca probarlos y decidir el que más te guste.